Unimetro
Unimetro
Artículo
Artículo
Artículo
Artículo
María Helena Rodríguez, a la espera que le resuelvan su situación.
1:20 pm. Viernes 07 de Diciembre de 2018
El drama de dos pacientes: Comparta EPS los remitió desde Arauca y no les soluciona nada
1:20 pm. Viernes 07 de Diciembre de 2018
Mientras tanto, el cuadro clínico de las personas se complica cada vez más.

En otro típico pero grave caso de ‘paseo nacional’, Comparta EPS decidió trasladar desde Arauca hasta Barranquilla a dos pacientes con complicados estados de salud, sin que hasta el momento a estas personas les hayan solucionado sus problemas, que cada vez empeoran.

En la práctica los dos pacientes se encuentran abandonados a su suerte, a la espera que Comparta EPS tome las decisiones del caso. Por el contrario, las actuaciones de Comparta EPS son cada vez más dilatorias, pese a que en uno de los casos los familiares han recurrido a acciones de tutela e incidentes de desacato, decisiones que abiertamente han sido desacatadas.

El primero de los casos es el de María Helena Rodríguez Sarmiento, de 53 años de edad. Fue remitida a Barranquilla el 25 de octubre de este año desde Arauca, Arauca, capital localizada a 1.022 kilómetros de distancia por carretera y 619 kilómetros en línea recta por vía aérea.

La mujer fue remitida directamente a la Clínica Reina Catalina de La Arenosa y el 2 de noviembre siguiente los médicos dictaminaron la necesidad de someterla a una valoración de urología oncológica y hematología oncológica.

María Helena Rodríguez padece de cáncer de vejiga grado III y de ureteroilesteomía desde el año 2002 y hace 3 años sufre de hemorragia por el estoma, lo cual se le ha vuelto más frecuente requiriendo, incluso, su remisión a UCI durante su permanencia en Barranquilla. Por esta razón los especialistas también han requerido una citoscopia flexible para determinar las causas de la hemorragia.

Familiares responsabilizan a Comparta EPS del estado de salud de María Helena Rodríguez.

Sin embargo, pese a los antecedentes y a la situación actual de la paciente, cada vez más complicada, Comparta EPS aún no ha solucionado los procedimientos que requiere María Helena Rodríguez.

“El caso de mi mamá amerita ingreso para esos servicios, pero Comparta EPS siempre dice que no hay cupo ni en Barranquilla ni a nivel nacional”, aseguró su hija Marisol Manosalva Rodríguez.

Mientras tanto, María Helena Rodríguez Sarmiento registra síntomas depresivos, ha perdido el apetito y cada vez está más angustiada ante tanta demora por parte de Comparta EPS.

“Nosotros le hacemos seguimiento y la auditora de Comparta EPS nos dice lo mismo, que nada que le ubican cupo. En este caso toda la responsabilidad es absolutamente de Comparta EPS”, recalcó.

Las dilaciones de Comparta EPS iniciaron en la misma capital araucana, donde los familiares tuvieron que interponer una acción de tutela para que pudiera autorizar su remisión. Sin embargo, ante los incumplimientos de la misma EPS han sido presentados dos incidentes de desacato que tampoco han sido atendidos por la entidad.

Por lo pronto, destacó, "el personal médico de la Clínica Reina Catalina le está dando la atención a mami hasta que Comparta EPS resuelva la situación".

Así, María Helena Rodríguez permanece en la prolongada espera, pese a las intervenciones que también ha realizado la Personería Distrital en cabeza de Wilson Llanos.

Hilario Rozo, también esperando que Comparta EPS resuelva su situación.

El otro caso es el de Hilario Rozo, un hombre de 75 años de edad. Fue remitido, también por Comparta EPS, el 24 de octubre, con llegada a Barranquilla el 26, desde Saravena, Arauca, ciudad localizada a 845 kilómetros de distancia de la capital atlanticense.

El paciente requería de un procedimiento de destape de las arterias, tras sufrir quemaduras en sus pies, con el propósito de evitar la amputación de sus miembros inferiores.

“Iba sanando bien pero lo subieron a aislamiento y lo dejaron caer en la Clínica (Reina Catalina) porque lo pusieron a caminar cuando él no podía sostenerse. Su estado cada día desmejora”, comentú su pariente María del Carmen Moreno.

Sostiene que de un momento a otro su cuadro se fue complicando. “Él vino con la ilusión de que le destaparan las arterias para poder regresar a Arauca, pero acá han faltado los insumos para el tratamiento pleno y oportuno”, agregó.

María del Carmen Moreno también ha tenido que recurrir a la Personería Distrital para poner en conocimiento el caso. “Con la intervención de la Personería las cosas cambiaron, pero de todas manera él se encuentra desmejorado en su salud”, indicó.

Al observar el crítico cuadro clínico de Hilario Rozo, los familiares decidieron regresarlo a Saravena, ya que la sanación que aparentemente se iba a dar en Barranquilla, definitivamente no se dio.

No obstante, también ha tenido inconvenientes para regresar a Arauca porque inicialmente Comparta EPS no respondía por su desplazamiento, hasta que finalmente notificó que lo trasladarían hasta Bucaramanga y de ahí hasta Saravena se sustraían de esa responsabilidad, a lo cual los familiares se negaron rotundamente puesto que el compromiso y obligación de la entidad es de llevarlo hasta su lugar de orígen, es decir, Saravena.

Esta posición no ha sido bien recibida por Comparta EPS, que tampoco le define nada. “Ellos cometen los errores y todavía humillan al más pobre”, señaló.

Por esto, Hilario Rozo continúa hospitalizado, con su estado más complicado, esperando que Las Velitas iluminen su solución.

Entre tanto, frente a estos dos casos, es claro que Comparta EPS está muy lejos de cumplir con su lema: “Con solidaridad y resolución”. Ni lo uno, ni lo otro.

 

Universidad Simón Bolivar
Artículo
Artículo
Artículo
https://www.youtube.com/embed/YYgJY2dG7-Q
Artículo
https://www.youtube.com/embed/JVRN3G6DshY
Corporación Universitaria Americana
Artículo
Triple A
Unilibre